About Pablo Sanz

El trabajo de Pablo Sanz parte en gran medida de la reivindicación del medio sonoro y la escucha como vías de conocimiento, tanto en lo personal o como experiencia de gran valor estético, como en relación a otros muchos ámbitos. Este se basa en la exploración sensorial del entorno y el paisaje, sus características geográficas, arquitectónicas, urbanas, sociales e históricas, prestando atención a su dimensión y realidad sonora, la cual frecuentemente es obviada o relegada a un segundo plano, herencia de una sociedad con un perfil eminentemente oculocentrista como en la que vivimos. ¿Existen sonidos singulares en cada pueblo, ciudad, paisaje, edificio? ¿Cúal es la huella sonora de un lugar, es posible hablar de su identidad acústica? ¿Qué historias nos cuentan los sonidos de un lugar? ¿Es deseable conservar este patrimonio inmaterial, es posible hacerlo? ¿Qué es considerado ruido y qué no? ¿Cómo cambia el paisaje sonoro de un lugar con el paso del tiempo y la actividad humana? ¿Qué sorpresas nos revelan los sonidos que permanecen 'ocultos'? Estos son algunas de los interrogantes que se plantean y que nutren un proceso con énfasis en la inmaterialidad, la percepción, el detalle, lo cotidiano y en todo aquello que habitualmente puede pasar desapercibido. Las herramientas y técnicas principales que emplea se derivan del registro audiovisual y un tratamiento posterior de los materiales recogidos, empleando principalmente tecnologías digitales. El resultado son entornos sonoros en diverso formato, bien piezas para auriculares o altavoces, composiciones multicanal, trabajos para radio e Internet. Entre sus trabajos más recientes, destacan en 2010 Sounding Site, una instalación sonora creada para el sótano sur de La Tabacalera de Lavapiés creada a partir de la exploración de las propiedades acústicas, la arquitectura y los sonidos presentes en el edificio. El año anterior realizó un proyecto de exploración fonográfica en La Haya, un trabajo que se concentró en las exploraciones subacuáticas realizadas en los canales de la ciudad y que se exhibió en diferentes formatos: un mapa interactivo en Internet, una instalación en la galería Lokaal01 de Breda, y en la Royal Acdemy of Art de la Haya y un concierto acusmático en formato cuadrafónico realizado en Studio Loos, La Haya.

Sonidos de St. Bartomeu en la radio

Algunos sonidos registrados durante nuestra estancia en Sant Bartomeu han sido incluidos en una reciente edición del programa de radio Gene Pool, dirigido por Martin Franklin desde el South Hill Park Arts Centre, en Bracknell, Reino Unido. Gene Pool se emite a través de Soundart Radio FM y en internet. Esta edición es un monográfico dedicado a ‘sonidos ocultos’, en este caso vibraciones que apenas podemos percibir con nuestros oídos pero sí captar utilizando micros de contacto sobre objetos y superficies.

Gene Pool#52: Hidden Sounds II

Huellas sonoras – Inauguración


Ya está inaugurada la exposición en Sant Bartomeu, que estará abierta hasta finales de este mes. Como estaba planeado, realizamos dos actos, uno por la mañana, conectando por streaming con la presentación en MedialabPrado del proyecto Campo Adentro y el siguiente ya a la tarde, con el fin de dar la oportunidad de acercarse a más vecinos.

La recepción fue positiva y cosechamos las primeras impresiones. He de confesar que fue un alivio, pues a pesar de las muestras de interés recibidas durante las últimas semanas, dudaba de cómo serían recibidos en SBG pueblo los resultados de un trabajo donde prima el medio sonoro, que aún a veces resulta un tanto difícil y puede plantear dificultades. También ha sido gratificante comprobar como, pese a las limitaciones y el relativamente reducido periodo de estancia para acometer un proyecto como el planteado, el mapa sonoro de Sant Bartomeu es en su conjunto variado y completo. Creo que se ha convertido tanto en una buena herramienta de exploración como en una experiencia interesante en sí misma, otra vía a través de la cual visitar y sumergirse en este entorno.

Fue enriquecedor escuchar distintos tipos de reacciones y énfasis en los comentarios de los primeros visitantes. Sonidos reconocibles y característicos, como las campanas, la música tradicional o los ambientes cotidianos se reciben aquí con lo que me parece un recobrado interés, al escucharlos de alguna manera ‘inmortalizados’, como una puesta en valor de la identidad del pueblo. Por otra parte, sonidos ‘ocultos’, de caracter más abstracto, que habitualmente no podemos escuchar o pasan muy desapercibidos, siendo por tanto ‘revelados’ por medio del trabajo de grabación, despertaron de inmediato un gran interés y curiosidad, como por ejemplo los sonidos recogidos con hidrófonos en las balsas y rieras que rodean el pueblo, el mecanismo del reloj de la parroquia o los ultrasonidos emitidos por murciélagos entre otros. Navegar el mapa se convierte en un paseo, una deriva, un juego de reconocimiento y descubrimiento. Creo que uno de los objetivos del proyecto ha sido al menos parcialmente logrado, y es que los vecinos del pueblo puedan abrir nuevas vías desde las que percibir su propio territorio, arrojando tanto nuevo valor como descubriendo sorpresas sobre elementos, lugares y situaciones tan familiares para ellos.

 

Vuelta a Sant Bartomeu

Volvemos a Sant Bartomeu tras nuestra marcha hace apenas tres semanas. Esta vez no para seguir caminando sino para presentar en sociedad el proyecto realizado, con una pequeña exposición en el pueblo. Durante este tiempo he seguido trabajando, confeccionando el mapa sonoro, escuchando sus sonidos, jugando con ellos, escogiendo, editando, recordando.

El montaje ha sido apresurado pero parece que lo hemos conseguido, todo con la inestimable ayuda de Carles Arumi de AcVic y también de Joan Gaudes, técnico informático del pueblo que esta mañana ha instalado la necesaria conexión a internet en el lugar escogido para la presentación, el salón de actos de la sucursal de la caja de ahorros del pueblo.

La exposición intenta crear una situación de escucha concentrada del mapa sonoro interactivo que hemos confeccionado como resultado del proyecto, usando una proyección y un puesto con varios auriculares, la vía más efectiva de sumergirse en él. El mapa de Sant Bartomeu contiene ya más de dos horas y media de audio en unos setenta fragmentos, fruto de una selección de la cosecha sonora llevada a cabo durante la residencia. Seguramente algo más aparecerá en él en las próximas semanas cuando sigamos espigando material, aunque se puede decir que ya está prácticamente finalizado. Es el resultado de nuestra propuesta para Campo Adentro, del experimento que hemos llevado a cabo, un mes de acercamiento a este pueblo a través de la escucha. Un periodo que ahora parece bastante escaso cuando aún están frescos en la memoria los lugares y situaciones visitados, incluidos los que intuimos nos perdimos y bastantes a los que hubiésemos querido regresar en otros momentos.

También en los últimos días ha visto la luz otra recomposición de la materia sonora capturada en Sant Bartomeu. Se trata de una pieza que recrea la inmersión en un pequeño paseo imaginario a través de alguna de las situaciones encontradas en el entorno de SBG, realizada a petición de Campo Adentro para ser escuchada en la presentación que tendrá lugar mañana en MedialabPrado. Un evento con el cual también conectaremos (si la tecnología no se rebela) para intervenir brevemente. Por la tarde realizaremos otro evento para la gente del pueblo, presentando de nuevo el proyecto y dando por inaugurada la exposición.

SBG (paseo#1) by pablo sanz

Festa Major

Nos marchamos de Sant Bartomeu justo cuando comienza su semana de Festa Major, que va del 23 al 28 de Agosto. Hoy, día 24, tras el repique de campanas y la misa, los gigantes salen a la calle, acompañados por los Grallers de St. Bartomeu y sus vecinos, en un desfile que recorre el camino desde la iglesia parroquial hasta la Plaça del Casal, donde acto seguido tiene lugar el tradicional vermut. Nunca habíamos estado con tanta gente junta en SBG desde que llegamos, todo un contraste con el ambiente de estas últimas semanas.

SBGFestaMajorGrallersPlaa.mp3

Hilados y Tejidos Puigneró

En previos posts ya hemos hecho mención a la fábrica de Hilados y Tejidos Puigneró S.A., el eje y la fuerza motriz de la dinámica socioeconómica de SBG desde que se abrió en 1963. La industria experimentó un crecimiento imparable desde su apertura con apenas dos telares, pasando por días de gloria y también varias crisis hasta su cierre definitivo en 2003, el que parece un punto de inflexión en este municipio, con la notoría marcha de un buen número de habitantes tras su desaparición.

Nos ha costado poder acceder a ella y hasta no lograr ese contacto directo decidimos no dedicarle un espacio en este pequeño diario de viaje. Por fin lo hemos conseguido, ya casi al final de nuestra estancia, gracias a Said Ouchan, habitante de SBG y también artífice de Mecaniques Said, empresa encargada de desmantelar y acometer diversas obras en lo que queda de las instalaciones. Said es probablemente, aún con sus 26 años, uno de los mejores conocedores de los entresijos de este gran complejo industrial.

En estas dos fotos aéreas de 1967 y 1995 respectivamente, se aprecia claramente su crecimiento, que supuso incluso un cambio topográfico, pues en el terreno donde está construida nos han contado que había un monte, el cual fue allanado a lo largo de un par años para levantar la fábrica en su lugar.

Puigneró llegó a ser la textil número uno del estado y una de las más importantes a nivel europeo, abriendo dos fábricas más en la comarca, en Roda de Ter y Prats de Lluçanés. La empresa empleaba directamente a mediados de los noventa un total de más de 2000 personas. No es difícil encontrar noticias en las hemerotecas sobre su historia y momentos más destacados, que además de logros empresariales incluye suspensiones de pagos y diversas multas e incluso condena de prisión por los repetidos vertidos contaminantes a la cercana Riera del Sorreigs. En SBG es un tema recurrente y algunos vecinos, entre ellos antiguos trabajadores que aún residen en SBG, nos han hablado de ella con nostalgia. Alguien calificaba sin embargo de ‘distorsiones’ sus efectos en la zona y otro habitante de SBG nos decía cómo en su opinión ha sido fuente de polémica y división entre los habitantes del pueblo.

Said nos condujo, linterna en mano, a través de las diversas naves y galerias subterráneas, contándonos detalles sobre su historia, funcionamiento y estado actual de esta fábrica que el mismo califica de ‘obra de arte’. Además, nos relató su propia historia personal y de cómo su padre llegó a SBG hace unos cuarenta años desde Marruecos, al igual que mucha gente procedente de ese pais y también de otros lugares de España, ya que al parecer se ofrecía a sus empleados incluso vivienda gratuita en varios bloques de pisos que se construyeron junto a las instalaciones.


SBGFabricaBenitoAmbienteTrabajo.mp3

Almacenes de la Fundicio Benito, ambiente de trabajo

Desde el cierre, ha pasado por varias situaciones, con la anécdota de que hasta un circo estuvo alojado aquí una temporada. Actuálmente gran mayoría de la fábrica está en manos de otra empresa, la Fundició Ductil Benito, aunque esta ocupa en realidad solo una parte de las grandes naves, principalmente como almacén, en el cual trabajan unas 60 personas. El ayuntamiento también se ha hecho cargo de algunas naves que aún tiene que reformar, como la que ya ha sido desmantelada y que se convertirá en la nueva plaza de SBG.

Sin embargo, una buena parte del complejo sigue vacía y en un estado semi-ruinoso mientras se siguen llevando a cabo poco a poco obras para ir desmontando la maquinaria y estructuras que aún se alojan en su interior. Por ejemplo, en una zona de sus lúgubres sótanos aún nos encontramos con grandes depósitos que se empleaban para el combustible y productos químicos, hoy abandonados. Said también nos mostró el area donde se instalaron los que nos parecieron unos inmensos generadores, traídos de Europa del este y que según nos contaba, emitían un potente sonido, grave y contínuo, que hacia vibrar incluso los alrededores y podía sentirse a varias calles de distancia, es decir, en prácticamente todo el pueblo.

Tras esa visita con Said, volvimos de nuevo al dia siguiente para explorarla por nuestra cuenta, y quedamos de nuevo impresionados por sus dimensiones. Visitando los espacios vacíos, donde no se alcanza a ver el final de las galerias y casi se puede escuchar una gota de agua cayendo en la distancia y los crujidos de la propia estructura, cuesta imaginarse como sería esto en sus momentos de plena actividad.

SBGPuigneroSotanoAirValv.mp3

Sótano, zona de depósitos.

SBGFabricaPuigneroNocheSilencio
Nave vacía, silencio a medianoche

Las grabaciones que hicimos tratan de captar esos silencios y la presencia del propio edificio, la cual también pudimos escuchar directamente a través de su estructura.

SBGFabricaPuigneroSotanoEstructura

Resonancias captadas a través de las estructuras del sótano

También nos pasamos de nuevo por la azotea, que nos brinda otra perspectiva de SBG y sus alrededores. Allí arriba encontramos aún algunas naves más, estructuras varias y una gran chimenea, la única que queda de las que había. Said nos dijo que decidieron dejarla como recuerdo cuando les llegó el turno del desmontaje, al igual que quieren hacer con alguno de los enormes generadores que nos mostró. Esta especie de monumento industrial ahora se alza silencioso, una especie de homenaje y testamento a lo que fue la actividad de la fábrica, así que la activamos acústicamente usando algunos objetos, con la intención de hacer también audible su presencia.

SBGPuigneroChimenea.mp3

Murciélagos

El proyecto de mapeado sonoro que estamos llevando a cabo en SBG tiene como objetivos no solo mostrar lo que bien somos capaces de escuchar con nuestros propios oídos, sino además, tratar de revelar realidades sonoras imperceptibles para el oído humano, empleando para ello la tecnología. Estas exploraciones se basan por ejemplo en la escucha a través de medios distintos al aire, como por ejemplo el agua, donde por supuesto las vibraciones sonoras también se transmiten y pueden ser captadas con un tipo especial de micrófonos llamados, cómo no, hidrófonos. Otro límite que podemos tratar de superar es el de nuestro propio rango de audición, que va de unos 20 a 20000 hz, dependiendo de nuestra edad y estado de conservación. Por encima de ese límite podemos encontrarnos con sonidos producidos por un montón de aparatos electrónicos, pero en el exterior, también la presencia de seres como los murciélagos, habituales de la noche en entornos rurales y en algunas zonas naturales.

Estos utilizan para orientarse un sistema llamado ecolocalización, consistente en la emisión de pulsos que rebotan en cuerpos y objetos. Hemos explorado el paisaje nocturno de Sant Bartomeu en su búsqueda con un dispositivo capaz de hacer audibles para nosotros estas señales, revelando su presencia y movimientos. Dentro del pueblo hemos encontrado una mayor concentración de estas criaturas voladoras en los alrededores de la iglesia parroquial y en el carrer nou, mostrando su mayor actividad en las noches más calurosas.

SBGNouMurcielagos

Noches en el campo

Seguramente me repito si digo de nuevo en este blog que los ambientes nocturnos de Sant Bartomeu están resultando de lo más interesantes a nuestros oídos. Como parte de las exploraciones y el mapeado llevados a cabo, nos hemos dedicado a visitar los límites del pueblo a la caída de la noche. Esas zonas en que las calles se funden con el campo son espacios liminales donde el horizonte acústico comienza a expandirse, ganando en profundidad y volviéndose más nítido.

Una de esas noches tuvo lugar en la propiedad de Mas Reig, precisamente uno de los lugares más alejados del núcleo del pueblo en que hemos logrado permanecer de noche dada nuestra limitación de movimientos dentro de SBG. Esto sucedió gracias a la genial visita de nuestro gran amigo y colaborador Mikel R. Nieto, quién también se dedica a esto de la exploración sonora y que vino desde Barcelona hasta Sant Bartomeu para compartir con nosotros un par de días.

Granjas

Hay unos espacios sonoros que han llamado especialmente mi atención desde la llegada a SBG por cierta crudeza y su alejamiento de la percepción más típica y bucólica que podamos a veces tener sobre el medio rural, con esos recurrentes cencerros del ganado, balidos de las ovejas y gallos cantando al amanecer. Se trata de las granjas de cerdos.

En los alrededores de SBG hay explotaciones sobre todo de pequeño tamaño, de cuyo interior emanan todo tipo de gruñidos, golpeteos, estornudos y chillidos dependiendo de la hora del día o de la noche. Gracias a la complicidad de Jepe y su familia, propietarios del Mas Reig, nos metimos de lleno a escuchar este universo sonoro tan intenso. Casi tanto como penetrante es su olor, que tardamos días en sacar de nuestra ropa y los cacharros que portamos.

SBGMasReigCerdos

Recomendada la escucha con auriculares.

Las plazas de SBG

Las plazas de los pueblos son un lugar casi natural de encuentro por antonomasia, espacio para la comunicación, el intercambio y la cohesión tanto de sus habitantes como punto ineludible de paso para extranjeros. Suelen por tanto constituir una localización privilegiada en la que sumergirse para observar también desde el plano sonoro el contexto social. Allí es posible, siquiera con los ojos cerrados, atender al lenguaje, los acentos y las expresiones típicas, a la venta ambulante, a los juegos, las celebraciones y tradiciones, la llegada tanto del día como de la noche. En definitiva, son espacios abiertos de reunión donde tomar el pulso y sentir los ritmos de lo que está ocurriendo.

Precisamente nos llamó la atención al llegar a SBG que algunos habitantes nos contarán que aquí no existe una plaza como tal. Y en efecto, esas funciones sociales se reparten de algún modo entre varios espacios, como la plaza del Casal Cultural, donde suelen celebrarse las fiestas populares, y la Plaça del Dr Griera, por ahora la plaza más ‘oficial’ del pueblo, que es una pequeña rotonda junto a la calle que atraviesa el núcleo del municipio. En esta última es donde algunos vecinos se sientan de vez en cuando a charlar y donde tiene lugar el mercado semanal, que como ya nos decían y hemos podido comprobar, hoy en dia es muy reducido, con apenas un par de puestos viniendo cada viernes por la mañana.

Sin embargo, SBG se encuentra en tiempos de cambio y evolución. Precisamente conscientes de esta necesidad, ahora están construyendo una nueva plaza, que dará uso a alguna de las multiples naves, muchas de ellas ahora vacías, de la antigua fábrica Puigneró, y cuyas obras de acondicionamiento han estado teniendo precisamente lugar durante nuestra visita, causando algo de revuelo en la tranquilidad de agosto por lo aparatoso de los trabajos realizados, estos días consistentes en el desmantelamiento de las estructuras que soportaban el techo de las naves.

SBGPlazaNuevaTrabajos.mp3