El reciclaje del entorno

Amadeo y yo llevamos varios días discutiendo sobre si su Fernandiño es una obra de arte o no lo es (él insiste que no). La construye con piezas que le presta un vecino de su taller mecánico. Es una obra inacabada, en constante proceso de evolución creativa. La quiere elevar sobre un pedestal. Nunca la expuso en ningún lado. Su objetivo es ponerle más cabello –está esperando unos cables- y un motor para hacerle andar. Es mi objeto referente de un entorno rural en proceso de transformación, el empleo de unas formas ancestrales –de reciclaje y reutilización de los objetos y la naturaleza del entorno- para un proceso metalúrgico, mecánico, industrial. Amadeo –de oficio albañil, pre-jubilado tras 35 años trabajando en la cadena de montaje de una fábrica de automóviles- utiliza instrumentos atávicos del lugar –aperos de labranza, herramientas, utensilios de cocina-, piedras o troncos secos de los montes para reciclarlos en la construcción de objetos artísticos, aunque él duda que lo suyo sea arte y él, un artista. Cuando le digo que vamos a llevar a Fernandiño a Madrid, se ríe. “Ten cuidado con sacarme de Galicia, pueden detenerte, soy especie protegida”. Le creo. En peligro de extinción.

This entry was posted in residencias 2011 by Paco Inclán. Bookmark the permalink.

About Paco Inclán

Paco Inclán (Valencia, 1975). Editor, escritor y agitador socio-cultural. Ha complementado su licenciatura en Ciencias de la Información con varios postgrados que le han permitido especializarse en educación y cooperación. Desde entonces su voluntad creativa desde el punto de vista artístico ha estado vinculada en la puesta en la creación colectiva a través de procesos participativos con grupos humanos. En este sentido ha promovido talleres de prensa, realización de cortometrajes, obras de teatro, play backs/performances o programas de televisión y radiofónicos, contando siempre con la participación e implicación de los usuarios de dichas actividades. Participó como animador socio-cultural en los campamentos internacionales del Forum de Barcelona (2004) y coordinó el Casal de la Juventud de Godella (2001/02). Actualmente edita la revista de arte y pensamiento Bostezo, publicada por la Asociación Cultural Bostezo, en la que ejerce como presidente. Además, es miembro organizador del Festival de Cine de Ciencia Ficción, Fantástico y de Terror Catacumba. Ha colaborado como articulista en varios medios, como el diario mexicano Milenio o la revista Replicante. Ha publicado los siguientes libros: La solidaridad no era esto (2000), reflexiones sobre el trabajo como educador con los niños de la calle en Tegucigalpa, El País Vasco no existe (2004), memoria narrativa de una estancia en el País Vasco y el compendio de su narrativa mexicana en La vida póstuma (2007). Ha sido becado por la Fundación Max Aub y el Instituto de Estudios Catalanes.